Skip to main
Cernuda Arte Cuban Art Cernuda Arte Cuban Art accessibility statement
Artists Exhibitions Publications Selected Inventory Recent Arrivals Digital Communications Special Moments Anout Us Contact Us Home
Publications  
Search: 
 
Publications Una explosion de Color y Energia Por: Olga Connor Una explosion de Color y Energia Por: Olga Connor
El Nuevo Herald May 11, 2003



El Nuevo Herald
May 11, 2003
Section: SECTION: Galeria
Edition: EDITION: Final
Page: PAGE: 8E


DEMI: UNA EXPLOSIÓN DE COLOR Y ENERGÍA
SOURCE/CREDIT LINE: OLGA CONNOR, Especial/El Nuevo Herald

Una explosión de color y energía es la exposición de la artista cubana Demi en Cernuda Arte: una serie con variaciones, escenas de su vida diaria, la vida de dos reyes de la pintura, Arturo Rodríguez y Demi. Son los cuentos de su enamoramiento y de sus azares, como las ilustraciones orientales de Las mil y una noches, confiesa ella, el primer libro de cuentos que leyó de niña.
``Uso las miniaturas indias, desde siempre. Los pintores de la corte describían la vida diaria de los monarcas usando arabescos, flores, jardines. Siempre mi pintura los ha tenido, aunque sean temas de la muerte, la soledad, el sufrimiento y el abuso. Lo único aquí es que estoy usando un sentimiento diferente. Pero estar brava con la humanidad siempre me ha proporcionado un pozo de energía, a un artista le da una energía maravillosa. Yo no sabía que con el sentimiento de felicidad podía hacer estos cuadros. Esto fue un experimento. Esto fue una celebración a eso que te enaltece y te ayuda a seguir, el amor''.
Es como la escenificación plástica de una serie que se podría llamar I Love Arturo. Es Demi unida a su compañero en el arte y en la vida. La artista expresa por segunda vez la felicidad en su pintura. La primera fue en la exposición acerca de sí misma y de su familia, hace dos años, en la misma galería. Era sobre la época feliz en que su padre era militar, una profesión pundonorosa. La niñez encantada fue suprimida por la memoria del terror, cuando lo perdió fusilado por los usurpadores, dejando viuda a su madre, huérfanas a sus hermanas, y a la patria perdida.
Su trauma la persiguió en su obra por 18 años. Eran duendes calvos, más que niños, extraños sujetos de la vida fantasmal de un pasado que todos los cubanos compartimos en mayor o menor cuantía. Pero ahora ha querido mirar a algunos regalos de la vida. La exposición Todo por Amor es el resultado. Ella va como una niña grande mostrando el significado de los cuadros, totalmente figurativos, con semblanzas verosímiles de los dos pintores.
La artista le ha prestado una atención a la técnica que debe consignarse, porque sin ese arte (tecne significa arte) no habría ese mensaje. Los filamentos de luz que visten los personajes de los enamorados en la mayoría de las pinturas, especialmente en Los pintores abrazando la madre Luna, se consiguen con pinceles muy finos nuevos que se pueden usar una sola vez y luego hay que desecharlos. La forma de realizar las flores lleva una labor de infinita paciencia, con pinceles de tres pelos, que producen la impresión de un encaje. ``Hay que ser una esclava'', comenta. Los retratos, ¿cómo los hace? ``Yo pinto con carboncillo y después la pintura, lo hago directo en la tela, sin bocetos previos''.
Siempre le da crédito a Arturo por enseñarla a pintar. No sólo fue su alumna, también fue su modelo. Hay un cuadro en que el compañero la está dibujando. Ambos están sentados en un plano sin perspectivas, pero la luz que reflejan da una sensación de espejo sin sombras. De nuevo la transparencia y la figuración de flores y cocuyos con el pavo real en el centro es de un exotismo maravilloso, símbolo de un mundo mágico que los envuelve.
Por primera vez usa brillantina en un cuadro, por ejemplo, en las flores de El beso. ``Aquí yo vi las estrellas, tenía que usar algo distinto, y por primera vez uso el oro'', dice. ``¿Cómo puedo mostrar esto que yo sentí? Mi vida cambió por completo. Por primera vez, estoy pintándome como soy ahora'', aunque comprende que es ilusorio todo. ``Por supuesto, todo es fantasía, pero quiero plasmarlo''.
Como las miniaturas orientales, como los cuentos antiguos, la artista ha querido seducir al espectador con sus relatos de colores vestidos de maravillas. Es una especie de ensoñación pasear por los jardines de su imaginación que exalta al amor antes de que se extinga con la muerte. ``Para mí'', confiesa, ``esto es un misterio''.

olconnor@bellsouth.net
Copyright (c) 2003 The Miami Herald
Publications Una explosion de Color y Energia Por: Olga Connor
 
View All Publications
 
 
 
Copyright 2002-2022, Cernuda Arte. All Rights Reserved